Entrada destacada

POWER FLOWER.

A finales de los años 50, San Francisco era ya la punta del iceberg de una contracultura que nacía del propio cansancio capitalista. E...

martes, 4 de mayo de 2010

Regalos.

Decía la señora De Cospedal, que los regalos que algunos han recibido de los implicados en la red de Correa, no son otra cosa que "usos sociales" Si estuviéramos hablando de corbatas, la excusa sería hasta creíble, pero cuando se trata de regalos de miles de euros y que además, como los Reyes Magos, los magnánimos oferentes no olvidan a nadie de la familia y hay regalos para el político del PP, la señora del político, los hijos del político, los padres del político, y todavía más, hasta los suegros del político, pues lo de los usos sociales no cuela. No es una excusa, es una tomadura de pelo. Por mucho que se intente justificar con una sonrisa forzada, no cuela. Eso no son usos sociales, eso es un escándalo. Hace más de ochenta años que Marcel Mauss publicó su Ensayo sobre el don que comienza con el expresivo título de Sobre el don y, en particular, sobre la obligación de devolver los regalos Y comienza recordando algunas estrofas del Hávamál, uno de los antiguos poemas de la cultura escandinava: "Con armas y vestimentas los amigos deben obsequiarse; Aquellos que se devuelven mutuamente los regalos son amigos por más tiempo, si las cosas logran salir bien; Hay que ser un amigo para su amigo y devolver regalo por regalo; Un regalo dado siempre espera un regalo a cambio" Y dice Mauss "En la civilización escandinava y en muchas otras, los intercambios y los contratos siempre se realizan en forma de regalos, teóricamente voluntarios, pero, en realidad, entregados y devueltos por obligación". Pues eso. Ya lo decían los vikingos.




Fuente: Miguel Miranda Profesor de Universidad, en el Periódico de Aragón.

No hay comentarios: